Sueño irónico

por ɴᴜʙᴇs ᴅᴇ ʙᴇsᴘɪɴ

De blanco impoluto ibas caminando por la nieve, pero te quemaba los pies bajo un sol rojo, dejando tras de sí una estela de sangre. Entonces comprendí que la nieve ardía y el sol abrasaba, ¡qué irónia!, me dije, si por soñar una utopía soñé que hasta tú me querías.

Soñé que el fuego helaba, soñé que la nieve ardía y por soñar lo imposible soñé que tú me querías
Anónimo
Anuncios